Se mantiene esperanza de rescatar a más personas con vida

Se mantiene esperanza de rescatar a más personas con vida

abril 21, 2016 0 Por cedocut

Quito, 21 de abril de 2016. Rescatados con vida suman 113. Al momento registros oficiales hablan de 577 fallecidos, 7.015 heridos y 155 desaparecidos

 

Download (PDF, 255KB)

 

FOTO TERERE 7

577 muertos hasta las 10:00 de hoy, según la Fiscalía

21 de abril de 2016

Los datos oficiales de la Secretaría de Gestión de Riesgo, en el informe de situación 31, generado tras el terremoto de 7,8 grados, el pasado sábado 16 de abril, hablan de 570 personas fallecidas.

Sin embargo, según la Fiscalía hasta las 10:00, se registran 577 muertos: Manta, Pedernales y Portoviejo tienen la mayor cantidad: 174, 172 y 116, respectivamente.

En el boletín emitido por Riesgos se habla de 155 personas desaparecidas y 7 015 personas heridas que fueron atendidas. De igual forma, los albergados alcanzan las 25 362 personas, 1 125 edificaciones destruidas. 829 edificaciones afectadas y 281 escuelas afectadas.

Según la Fiscalía, hasta este jueves 21 de abril del 2016, a las 10:00, los muertos registrados son: Total de personas identificadas (corte a 21/ABR/2016 10:00).

 

Fuente: http://www.elcomercio.com/actualidad/muertos-terremoto-ecuador-fiscalia.html

 

FOTO min_interior_ecu

 

Rescatan a tres personas 120 horas después del terremoto

Jueves 21 de abril de 2016

QUITO, Ecuador (AP) — Tres personas fueron rescatadas con vida tras permanecer más de 120 horas entre los escombros que dejó el terremoto que asoló la costa central de Ecuador, mientras las esperanzas de hallar más sobrevivientes se diluyen con el correr de las horas.

El alcalde de Manta, Jorge Zambrano, dijo que “en el sector denominado zona cero en Tarqui (sector hotelero), anoche logramos salvar tres ciudadanos más con vida. Hoy (jueves) sólo hemos podido rescatar cadáveres”.

En declaraciones al canal de televisión Teleamazonas, agregó que “aún tengo la esperanza de que podamos encontrar alguien más con vida debajo de los escombros… se guarda un hilo de esperanza de vida, que se trabaje con mucho cuidado, con supremo cuidado”.

Afirmó que en los edificios donde los rescatistas han ratificado que no hay sobrevivientes han empezado las tareas de remoción de escombros con maquinaria pesada.

La noche del sábado un terremoto de 7,8 grados de magnitud sacudió las costas centrales de Ecuador y provocó gran destrucción en ciudades como Portoviejo, donde acabó con el centro comercial y bancario; Manta, en la que destruyó buena parte del sector hotelero, yPedernales, donde quedan apenas dos o tres edificios en pie.

En las zonas de la tragedia un fuerte olor mortecino cubre el aire mientras declinan las esperanzas y empiezan a multiplicarse las demandas de agua, comida, medicinas y cualquier ayuda que no parece llegar a todos los necesitados.

FOTO EFE 6

Una de las personas que fueron extraídas debajo de toneladas de escombros el martes, únicamente identificada como Yadira, dijo desde una camilla del hospital de Manta que “era una cosa tan difícil… los días se hicieron una eternidad, pensé que por lo menos había pasado enterrada un mes”.

Añadió que cerca de donde estaba había al menos 20 personas y tenían “desesperación porque todo el mundo nos estábamos quedando sin oxígeno; (por desesperación) un hombre abrió un esmalte para que nos muriéramos asfixiados”.

Otra de las sobrevivientes, Kathy, recordó en el mismo hospital que se daba ánimo cantando alabanzas a Dios “pero ellos me pedían ayuda, niños me pedían ayuda, pero no podía hacer nada. Junto a mí a había dos, pero ya no aguantaban más”.

“Los niños se volvían como locos, me mordían, un niño me metía las uñas y un señor mató a la mujer de la desesperación”, añadió con la voz entrecortada.

FOTO TERRE 5

Otro de los rescatados, identificado como Líber, aseveró que vio morir a su esposa. “Ella estaba (con vida) hasta cuando empezó el segundo temblor, estaba feliz porque escuchó a los rescatistas, me dijo que yo me salvara para que cuide a mi hijo, ella me dijo que me virara, me abrazó, me besó y ahí murió. Antes de morir, me dijo que siempre me amó“.

Los expertos dicen que una persona sin heridas graves puede sobrevivir hasta una semana bajo los escombros, luego se debilita hasta el punto de perder la conciencia y ya no puede alertar a los rescatistas para pedir ayuda.

La destrucción causada por el poderoso sismo ha devastado decenas de poblaciones de las provincias de Manabí, en la costa central, y Esmeraldas, vecina hacia el norte. Cobró la vida de 570 personas, 526 de las cuales han sido identificadas, de acuerdo con el último informe de las autoridades. También hay 7.015 heridos y 163 desaparecidos.

El presidente Rafael Correa, en una estimación preliminar, dijo que los daños podrían alcanzar los 3.000 millones de dólares y decretó el miércoles un paquete de medidas económicas para ayudar a la reconstrucción del país.

“La sociedad se construye con el compromiso institucionalizado, con acción colectiva organizada; ésta es la manera como una sociedad moderna responde a esta clase de desastres y la forma como cada ecuatoriano, en la medida de sus posibilidades, contribuye a la recuperación de su propia patria”, dijo.

Las medidas incluyen una contribución de dos puntos adicionales sobre el IVA durante un año, una contribución por una sola vez del 3% adicional sobre las utilidades, una contribución por única vez de 0,9% sobre las personas naturales con un patrimonio mayor al millón de dólares y el aporte de un día de sueldo de quienes ganan más de 1.000 dólares mensuales.

Añadió que también tratará de vender algunos activos que el país ha acumulado en los últimos años.

No dio información de cuánto espera recaudar con estas medidas.

Por GONZALO SOLANO, Associated Press

Fuente: http://www.larepublica.ec/blog/portada/2016/04/21/rescatan-a-tres-personas-120-horas-despues-del-terremoto/

 

Esmeraldas00

Unos nacen y otros “vuelven a nacer” en zonas de terremoto de Ecuador

Las tareas de rescate en diversas zonas castigadas por el terremoto se mantienen con la esperanza de encontrar más sobrevivientes

MANABÍ.  Mientras algunos de quienes sobrevivieron al terremoto de magnitud 7,8 que sacudió el sábado a Ecuador entierran a sus muertos, la vida se abre paso en medio de ruinas, de donde hoy rescataron a tres personas, al tiempo que en otra de las zonas duramente castigadas un bebé llegaba al mundo.

Bomberos y rescatistas encontraron hoy a tres personas con vida entre los hierros retorcidos y los pedazos de cemento a los que se redujo un centro comercial, en la ciudad tropical de Manta.

Como emergiendo de las entrañas de la tierra, una joven, identificada como Katy, sin aún haber logrado estabilizarse fuera del hoyo desde el que salió, solo clamaba por la vida de otras personas que también quedaron atrapadas por más de 60 horas tras el terremoto, uno de los más fuertes en la historia del país andino.

“Ñaño (hermano) allá abajo hay cuatro”, fueron las primeras palabras de la joven ecuatoriana, según un video en la cuenta de Twitter del alcalde de Quito, Mauricio Rodas.

terremoto-ecuador 9 OJO

“Espérate ñaño (hermano), yo te aviso de los demás”, iba diciendo mientras salía del hueco con ayuda de los bomberos y personal de rescate que le decían que no se levantara, al tiempo que pedían que se alistara el paramédico, un collarín para el cuello y una tabla para colocarla y sacarla del lugar, en tanto que otros pedían sus datos.

En medio de varias voces de hombres, se escuchaba la insistencia de la joven: “ñaño, ñaño, allá abajo hay cuatro”.

“Vivo en El Prado. Para donde tú me sacaste, ahí están los otros chicos”, recalcaba la joven mientras los bomberos le decían que ya estaba a salvo, que se quedara tranquila.

Aparte de los tres ecuatorianos que con su rescate en Manta hoy prácticamente volvieron a nacer, la esperanza también brillaba en medio de la destrucción en Jama, donde avanzan las tareas de salvamento mientras la gente trata de recuperar lo poco que puede de entre los escombros.

Allí nació en la madrugada un pequeño y, según reportó la televisión Ecuavisa, la madre y abuela del infante no sabían ni cómo llegaron al centro de salud, desde la localidad de Matal.

“Por ahí buscando carro, pero ninguno quería ir porque no tenían gasolina, y por ahí tanto y tanto ya conseguimos uno”, dijo la abuela, Yolanda Mejía, quien no sabe nada de su hijo, el padre del bebé, que había viajado a Guayaquil y no pudo volver por el terremoto.

TERREMOTO 27

Dijo que no habían podido comunicarse con él porque no tenían señal telefónica, así que posiblemente Javier Piloso se entere del nacimiento de su hijo a través del reportaje de Ecuavisa, un medio por el cual Mejía le mandó el mensaje de que están “bien” aunque la casa “sí se nos cayó”.

Médicos evalúan al menor para ver la posibilidad de trasladarlo hasta Santo Domingo de los Colorados, pues no puede succionar la leche materna, según el reporte en el que se informó que en Jama no hay energía eléctrica y hace falta agua purificada.

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, informó hoy que 54 personas han sido rescatadas con vida de entre los escombros, bajo los cuales aún hay un número indeterminado de personas.

El ministro de Defensa de Ecuador, Ricardo Patiño, cifró hoy en 443 el número de fallecidos, si bien el viceministro del Interior, Diego Fuentes, habló previamente de 480 víctimas mortales.

“Estamos seguros (de) que esa cifra seguirá aumentando” porque “vamos a encontrar, con seguridad, mas cadáveres”, comentó el titular de Defensa, que habló también de 4.027 heridos y 231 desaparecidos tras la catástrofe.

Correa comentó que un centro comercial que tenía cuatro o cinco pisos se desplomó. “Estaba tan mal construido que se hizo plancha”, dijo al ejemplificar la dificultad a la que se enfrentan los rescatistas.

Las tareas de rescate en diversas zonas castigadas por el terremoto se mantienen con la esperanza de encontrar más sobrevivientes, mientras a los cementerios siguen llegando ataúdes a hombros de supervivientes cargados de dolor por su pérdida y de incertidumbre por el futuro que les espera.

“En el corto plazo vamos a necesitar unas cuantas decenas de millones (de dólares), habrá que mantener los campamentos con las personas refugiadas; habrá que reconstruir la infraestructura pública, tenemos vías colapsadas, puentes dañados, hospitales colapsados”, dijo Correa. (EFE/La Nación)

Fuente: http://lanacion.com.ec/?p=85877