Marcha vibrante y multitudinaria del pueblo y de los trabajadores

Quito, 18 de marzo de 2016. La marcha tuvo que superar escollos que interpuso el gobierno y superó todas las expectativas. Repudio general a nueva reforma laboral

MARCHA VIBRANTE Y MULTITUDINARIA

DEL PUEBLO Y DE LOS TRABAJADORES

IMG_3575

Quito, 18 de marzo de 2016

Nuevamente se escucharon en las calles del Ecuador los gritos de Fuera Correa Fuera este jueves 17 de marzo, pero además con una variante: “Preso Correa, Preso”, alimentada quizá por lo que hoy pasa en Brasil con el ex presidente Lula, pero sobre todo por la corrupción y la impunidad que campea en el gobierno, que tarde o temprano tendrá que ser fiscalizado y castigado.

De esta manera expresaron su repudio y descontento con la política laboral contraria a los trabajadores, implementada por el actual gobierno durante todo su mandado de nueve años y su comportamiento autoritario. Las voces de condena esta vez, sin embargo, estuvieron dirigidas en contra de la nueva reforma laboral del Ejecutivo que aprobó ayer mismo la Asamblea Nacional.

En Quito, el desarrollo pacífico de la marcha fue un mentís al presidente Correa, quien en un twitter había anticipado el día anterior que la movilización del pueblo y de los trabajadores buscaba crear violencia y hasta “un muerto”. Más bien los dirigentes laborales destacaron que cuando el gobierno no paga infiltrados ni convoca a contramarchas, las manifestaciones del pueblo no generan para nada violencia.

Este jueves no hubo enfrentamientos ni siquiera roces con la fuerza pública. Más de cinco mil elementos policiales resguardaron a la redonda el Palacio de Carondelet.

Pero ayer fue un día de paradojas, pues si bien por un lado el pueblo se mostró indignado pero férreamente unido en defensa de su dignidad y de sus derechos arrebatados y conculcados una vez más mediante el proyecto de reforma laboral, “ayer jueves fue el día del atraco, los ganadores fueron los empresarios y el gobierno”, dijo Mesías Tatamuez, presidente de la Cedocut.

Con la reforma aprobada por “80 u 85 levantamanos” de la Asamblea, se abre una vía para la apropiación del gobierno de todo el Fondo de Cesantía de los trabajadores afiliados al IESS, que ascendería a más de 5 mil millones de dólares, que pueden pasarlo con bonos a través del Banco del IESS (BIESS). Una de las reformas precisamente ordena que los ingresos por los aportes de los afiliados se depositen en adelante en el BIESS.

Mesías Tatamuez subrayó que la reducción de horas de trabajo reduce la remuneración y dijo que esto debe grabarse en su mente el pueblo ecuatoriano. Pablo Serreno, presidente del Colectivo Unitario, dijo al respecto que la reforma flexibilizadora del gobierno reduce el salario básico actual de 366 dólares a 274 dólares.

La multitudinaria marcha de este jueves en Quito comenzó cerca de las 17h00 desde la Caja del Seguro, en el centro norte de Quito. Hasta 19h30 seguían llegando los últimos marchantes hasta la Plaza de Santo Domingo, donde se improvisó un escenario para unos cuantos discursos. Se dio cuenta que extrañamente no hubo autorización para la instalación de una tarima para el efecto.

A la movilización convocada por el Colectivo Unitario de Trabajadores, Indígenas y Organizaciones Sociales llegaron trabajadoras, trabajadores, obreros, indígenas, campesinos, mujeres, jubilados, estudiantes, profesionales, médicos, amas de casa, artistas, pequeños comerciantes, desempleados. A ellos se sumaron esta vez cientos de militares en servicio pasivo y de montepío de todos los rangos, en “defensa del ISSFA” y en “solidaridad con el IESS y el ISPOL”.

Pero también estuvieron el grupo de “Mujeres Combatientes, ni sumisas ni obedientes”, los médicos para denunciar y rechazar la “criminalización” de la profesión médica, y los estudiantes de los colegios de las TRES M: Mejía, Montúfar y Montalvo, quienes también con parodias condenaron la criminalización de protesta estudiantil.

Las diversas pancartas hacían alusión a su inconformidad con el alto costo de la vida; la rampante corrupción en el gobierno; la traición del gobierno y la Asamblea Nacional al pueblo; la educación destrozada por el gobierno; la deuda de seis meses del gobierno con los profesores de nivelación de la Universidad Central; no pago deuda externa, entre otras.

Y los cánticos también sonaron en el ambiente, como la parodia de aquel pasacalle nacional “Pobre corazón”, dedicado al Presidente, y que fue entonado a dos cuadras del Palacio de Gobierno (Guayaquil y Chile). Veamos

https://www.youtube.com/watch?v=Qa1Rvq94tP0&feature=youtu.be

La movilización también se hizo sentir y con fuerza inusitada en Guayaquil, Milagro, Cuenca, Loja, Riobamba, Latacunga, Ibarra, Esmeraldas, Saraguro, entre otras ciudades del país.

PRENSA

Puede que te hayas perdido

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com